fbpx
21 °C Asunción, PY
5 de agosto de 2021

Paraguay y la eliminación de las visas para el fomento del turismo receptivo en la post-pandemia

Son USD 30 millones anuales los que podrían ingresar de manera adicional, según referentes del sector, de aprobarse el proyecto de Ley que hoy se trata en el Senado para eliminar la exigencia de visas al arribo de ciudadanos de Estados Unidos, Canadá, Nueva Zelanda y Australia.

ANÁLISIS

Ya con media sanción en la Cámara de Diputados, Senadores tratará hoy el proyecto de ley que busca eliminar la exigencia de la “reciprocidad” en cuanto al visado de pasaportes. 

De esta manera, la idea es permitir el ingreso directo al país de ciudadanos estadounidenses, canadienses, neozelandeses y australianos, y hacer más atractivo al Paraguay en términos de turismo receptivo. 

El principal impedimento para la concreción de este proyecto sería la postura negativa adoptada por el Ministerio de Relaciones Exteriores (MRE), ya que como producto del cobro de estas tasas, ingresan a la institución alrededor de USD 1,5 millones anuales que le sirven para financiar su presupuesto. Sin embargo, desde Hacienda ya se ha garantizado un reordenamiento para una eventual cobertura. 

André Gayol, director de Staypy y miembro de la Cámara Nacional del Turismo (Canatur), considera que eliminar estas visas a ciudadanos de los cuatro países mencionados sería “priorizar los intereses del país”, creando un escenario positivo para la recepción de turistas. Apuntó que el dinero que dejará de ingresar a Cancillería sería ampliamente retribuido por la entrada de divisas a través de esta actividad. 

Comentó que, con base en un estudio realizado por la London School of Economics y el Cato Institute, el equipo técnico de Canatur efectuó un cálculo tomando en cuenta cuánto gastan en promedio los americanos en Paraguay. De allí se estima que son unos USD 30 millones anuales los que podrían ingresar al país por medio del turismo receptivo, en caso de eliminación del visado de pasaporte como requisito. 

“Esto solo en impuestos generaría al Estado un ingreso mayor a lo que recauda Cancillería hoy en día; además, estos USD 30 millones serían un respiro importante para los servicios, restaurantes, gastronomía, entretenimiento, movilidad y otros. La actividad turística es una de las que alcanza a una mayor cantidad de rubros en la economía y el beneficio para el país va a ser grande”, apuntó. 

Recordó que el sector turístico fue uno de los más afectados por la pandemia y dentro del mismo hay rubros que no tienen trabajo desde el inicio de la emergencia sanitaria, en marzo del año pasado. De esta manera, consideró que el turismo receptivo para la post-pandemia será un camino para la reactivación, generando riqueza y sin pedir subsidios de ningún tipo.

Agregó al análisis que varios hoteles del país tuvieron que cerrar sus puertas y la situación comercial en las fronteras de hecho sigue siendo muy complicada. 

Por este motivo, destacó la importancia del impulso al turismo receptivo mediante los incentivos para la reactivación luego de la pandemia, ya que los distintos rubros de pequeñas, medianas y grandes empresas serán beneficiados por el alcance de esta modificación.

Explicó que Paraguay debería aprovechar la ubicación geográfica de estar entre dos países que reciben al año una gran cantidad de ciudadanos de estos cuatro países, y vender la marca país como parte del paquete. De hecho, Argentina y Brasil eliminaron la visa de ingresos a turistas en el 2019 y, según refirió, ya han notado los efectos positivos a pesar de la pandemia. 

Fuente: Ministerio de Turismo de Misiones, Argentina.

“Tenemos una oportunidad histórica, estamos en medio de dos gigantes del turismo como Brasil y Argentina, y no estamos aprovechando la frontera que compartimos con ellos. Tenemos frente al puente 4 millones de turistas, solamente del lado argentino tenes 60.000 americanos y solamente el 1% cruza al lado paraguayo. Argentina y Brasil eliminaron la visa, a pesar de tener cataratas”, expresó. 

Agregó que hay otras medidas que se deben trabajar para avanzar en la recepción de turistas, además de la eliminación de visas, como por ejemplo el desarrollo de la marca país. Para esto será fundamental el trabajo en conjunto entre el sector privado y la Secretaría Nacional de Turismo (Senatur), labor que de hecho ya se ha iniciado apuntando a Estados Unidos como principal mercado, según Gayol.

Concepción recaudadora 

Por su parte, el abogado especialista en derecho aeronáutico y asesor de compañías de turismo y aerolíneas, Alejandro Piera, coincidió en el análisis al apuntar que Paraguay debe eliminar la “concepción recaudadora” que tiene con respecto a la visas. Según el mismo, solo de esta manera se podrá fomentar de manera real la recepción de los turistas. 

Agregó que así se podría comenzar a apuntalar un trabajo de facilidades al turista que hasta el momento debe realizar el pago para el sellado del pasaporte exclusivamente en efectivo. Esto puede recaer en situaciones engorrosas, dada la dificultad que tiene en sí mismo el manejo de dinero físico y los problemas que se han tenido como la aceptación de determinados billetes, advirtió. 

También apuntó la necesidad de establecer políticas públicas con la consigna de una “visión país” en cuanto al turismo, que hasta el momento no se ha logrado. 

Eliminar esta concepción recaudadora y mirar más allá los beneficios que puede traer el fomento real al turismo receptivo es una tarea fundamental para la recuperación, según el especialista.

“Ha sido difícil avanzar porque no hay una visión país, y mientras no haya una bajada de línea de cómo tenemos que hacer para avanzar hacia el más alto nivel, las instituciones son mezquinas con sus ingresos y lo que les toca del presupuesto general de gastos. Es por eso que no podemos avanzar a ser un hub porque somos un país pequeño y no generamos facilidades”, puntualizó. 

Otro de los argumentos apuntados por Piera fue el cambio en el contexto regional luego de que Brasil haya eliminado las visas, lo que pone una presión muy alta para los demás países. La diversificación de la matriz productiva será muy difícil mientras que no se tengan en cuenta este tipo de elementos, ya que incluso las aerolíneas se oponen a llegar hasta un país en que prima la burocracia, aseveró. 

Fuente: Dirección de Migraciones

Tasa de embarque

Piera también explicó que, al margen de la visa, la tasa de embarque en el aeropuerto Silvio Pettirossi es actualmente muy elevada como para poder reducir los costos de pasajes desde o hacia Asunción. Un costo inicial de más de USD 40 es otro de los impedimentos para poder llevar adelante el fomento del turismo, a su criterio. 

Esta tasa de embarque tiene tres componentes; por un lado, unos USD 12 que van para la Senatur y representa el 80% de su presupuesto; por otro lado, USD 28 que son cobrados por la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac) y un cargo adicional de USD 1,80. Promover vuelos “low cost” es imposible en este contexto.

“Lo que dicen las líneas aéreas de bajo costo es que idealmente esta tasa no debería pasar de los USD 25. Es difícil hacer eso en Paraguay porque ya son USD 12 los que se lleva la Senatur porque una ley los autoriza y es la manera en que se financian”, expresó. 

Desde el punto de vista de la aeronáutica, dijo que hay otras medidas que también se deberían tomar en cuenta para fomentar el turismo, por ejemplo, con una reducción de costos operativos desde la Dinac. 

Por otra parte, el país necesita facilitar el acceso de extranjeros por medio de una mejor infraestructura para incentivar incluso un mayor flujo de vuelos de conexión, concluyó.

Te puede interesar

La falta de creatividad en las campañas electorales y la pérdida de puntos en la era COVID

La pandemia obligó a reconfigurar la forma en que trabajamos, nos relacionamos con nuestro entorno y planificamos el futuro, pero el mensaje parece no haber llegado a los precandidatos a los cargos electorales para las próximas municipales.

Las mismas fórmulas de siempre en las campañas, además de aportar poco o nada al análisis de las propuestas, se convierten en riesgo de contagio en la actual emergencia sanitaria y despiertan el repudio de una ciudadanía que lucha por sobrellevar tan difícil situación.