fbpx
18 °C Asunción, PY
26 de junio de 2022

Impacto de la gasolina en Estados Unidos: 1 de cada 4 estadounidenses condujo menos en marzo

El aumento de los precios de petróleo más la inflación ya comenzó a asomar los problemas desde mediados del 2021 pero en las últimas semanas ha empeorado y disparado absolutamente. Una razón del aumento del combustible es el conflicto de Ucrania que no parece estar cerca de terminar, y no se espera que bajen los precios en el corto plazo.

El aumento de los precios de petróleo más la inflación ya comenzó a asomar los problemas desde mediados del 2021 pero en las últimas semanas ha empeorado y disparado absolutamente. Una razón por el aumento del combustible es el conflicto de Ucrania que como no esta en vista de terminarse no se espera que bajen en el corto plazo.

Con estas dificultades para el bolsillo de los consumidores muchos están cambiando sus hábitos en un esfuerzo por minimizar el dolor financiero. En un informe de Morning Consult, el 39% de los estadunidenses dijeron que condujeron menos en marzo y el 68% le culpo a la subida de la gasolina.

Como reacción a esta situación el Estado debe ver una alternativa para apaciguar el costo de los combustibles para que las personas puedan volver a demandar sin preocupaciones. Por eso, se espera que la demanda de gasolina y diésel en EEUU supero los niveles de 2021 este verano, que es invierno para nosotros, en un 1%-2% de aumento. Los márgenes récord que se están viviendo subrayan los altos precios que los compradores estadounidenses y extranjeros están dispuesto a pagar para seguir conduciendo, transportar por camión y operar maquinarias mientras se intenta reducir la dependencia del combustible ruso.

Las fábricas de combustible de la Costa de Golfo de EEUU han estado operadas por encima del 94% de su capacidad desde marzo, estos son los niveles más altos desde 2011.

El aumento de los precios no tiene un solo culpable, esto es el resultado de las condiciones del mercado mundial de petróleo. Así como Paraguay, EEUU también se encuentra sufriendo con las subidas del combustible, en algunos estados más caros que otros, así en algunos países es más barato que en otros. Pero todos sufrimos este aumento por depender del mercado internacional. La producción mundial disminuyo durante la pandemia de Covid ya que la demanda y los precios se desplomaron y ahora la demanda se está recuperando más rápido que la producción.

Ninguna de las compañías de EEUU tienen el suficiente poder como para influenciar en estos precios. Estas empresas toman decisiones de producción con base en criterios comerciales, en donde se ven los precios futuros esperados, la disponibilidad de capital y el apetito de riesgo. Por lo tanto aumentando la producción de estas compañías podría no ser la solución al fin y al cabo ya que no son lo suficientemente grandes para cambiar el mercado internacional pero si son fundamentales para mantener o bajar un poco los precios de ese país.

Es evidente que lo precios del petróleo se mantengan por encima de los USD 100 el barril a pesar del encierro de 400 millones de personas en China, lo que ensombrece la demanda de uno de los mayores consumidores d energía del mundo. Esto sin mencionar que la administración de Biden se comprometió a liberar 180 millones de barriles de petróleo y la Agencia Internacional de Energía dijo que liberarían 60 millones de barriles de petróleo y productos derivados en estas semanas.