fbpx
11 °C Asunción, PY
12 de junio de 2021

Manuel Ochipintti: “El país pasa por un momento difícil, el BNF no está ajeno a eso”

El nuevo titular del banco público asumió el cargo consciente de la magnitud del problema por el que atraviesa la economía local a causa de la pandemia. Aseguró que la institución posee los recursos humanos necesarios para hacer frente a la situación.

Manuel Ochipintti, economista de profesión y funcionario del Banco Nacional de Fomento (BNF), se venía desempeñando como gerente general de la institución y asumió ayer el cargo de presidente para reemplazar a Carlos Florentín, quien presentó renuncia. 

Durante su toma de posesión, Ochipintti afirmó estar consciente de la magnitud del problema por el que pasa el país, al momento de asegurar que la institución posee el personal adecuado como para hacer frente al problema. Especialmente, el segmento de las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) ha sido el que mayormente ha pedido auxilio financiero al BNF durante la pandemia. 

“Estar frente al BNF, una institución tan grande, es un gran desafío que lo tomo como un compromiso para cumplir las metas que venimos desarrollando ya desde mi papel de gerente general. El país está pasando por un momento difícil y el BNF no está ajeno a eso; sin embargo, tenemos un equipo humano que está trabajando con nosotros desde todos los puntos del país”, mencionó el nuevo titular del banco. 

Así también, reafirmó el compromiso de la Banca Pública de brindar apoyo y financiamiento a los sectores productivos del país, priorizando los proyectos estratégicos e inclusivos, el apoyo a las pymes, ejecutando las políticas económicas y públicas del Gobierno Nacional. 

Cabe recordar que el BNF es uno de los bancos con mayor participación en la intermediación para los créditos vía Fondo de Garantías del Paraguay (Fogapy), por medio del cual muchas Pymes tomaron préstamos del banco estatal. En estos meses comienzan a vencer los primeros plazos de gracia para dichas operaciones, que en su mayoría fueron de doce meses. 

Sin embargo, la situación económica del país dista mucho de ser óptima, en especial para los sectores más vulnerables en comercio y servicios, por lo que es de esperar que muchas de estas pequeñas empresas no puedan hacer frente a sus obligaciones crediticias, situación en la que será fundamental la capacidad de negociación del nuevo presidente y su equipo. 

Concretamente, el BNF es la institución que más ha intermediado en el Fogapy dentro de todo el sistema financiero, y otorgó en total unos 6.548 préstamos con garantía desde la implementación de la herramienta. De esta manera, generó una cartera de G. 816.670 millones solamente en este producto, aunque cabe recordar que ante el contexto de gran liquidez, también lanzó otros tipos de créditos apuntando al segmento de Pymes. 

Según datos publicados por el Banco Central del Paraguay (BCP), en lo que va del año el BNF generó utilidades por valor de G. 130.895 millones, ubicándose solo por debajo de Itaú en este indicador. Además, su cartera total de créditos ha crecido un 30% en los últimos doce meses y ya llegó a un valor de G. 8,4 billones.

Vale mencionar que la cartera del BNF acogida bajo las medidas COVID-19 para la flexibilización en la postergación de pagos de créditos ya es de unos G. 2,4 billones, lo que representa un 28,5% de su cartera total. Con este indicador se nota la importancia que tendrá la negociación del nuevo presidente para hacer frente a los vencimientos impagos que se podrían generar por la pandemia.

Te puede interesar