fbpx
26 °C Asunción, PY
15 de junio de 2024

El PIB creció 1,7% en el cuarto trimestre de 2022

Con este resultado, el PIB acumuló una variación de 0,1% al cierre del 2022. Desde el enfoque de la oferta, en el comportamiento interanual, incidieron los desempeños positivos de la agricultura, la generación de energía eléctrica, la ganadería y los servicios. Paralelamente, cayeron la construcción y las manufacturas.

El Banco Central del Paraguay (BCP) dio a conocer los resultados del Producto Interno Bruto (PIB) trimestral, correspondiente al cuarto trimestre del año 2022. A cargo de la presentación estuvo el jefe de División Síntesis de Indicadores de Corto Plazo de la banca matriz, Darío Ruíz Díaz.

En términos interanuales, en el cuarto trimestre del 2022, el PIB registró un crecimiento de 1,7%, continuando con la senda de recuperación iniciada en el trimestre anterior cuando se había observado un crecimiento de 2,9%. En el comportamiento interanual, incidieron principalmente el desempeño positivo registrado en la agricultura, la ganadería, la generación de energía y los servicios.

No obstante, los resultados negativos de la manufactura y la construcción atenuaron el repunte de la actividad económica. A su vez, el PIB sin agricultura y binacionales mostró una caída interanual del 1,8%, revirtiendo el resultado positivo de 1,7% que había alcanzado en el trimestre anterior.

En términos desestacionalizados, el PIB, al cierre del cuarto trimestre del 2022, se ubicó 2,7% por encima del nivel de referencia pre-pandémico. Asimismo, este PIB sin agro y binacionales se ubicó un 3,5% por encima del nivel de referencia pre-pandémico.

En términos acumulados, el PIB cierra el año 2022 con un resultado positivo de 0,1%; igualmente, el PIB acumulado sin agricultura e hidroeléctricas también muestra un resultado positivo, del 0,7%.

Desde el enfoque de la producción, y conforme con los últimos datos oficiales del Ministerio de Agricultura y Ganadería, la agricultura mostró un crecimiento interanual importante, del 48,2%, en los últimos tres meses del año pasado. Según Ruíz Díaz, este resultado fue explicado por el desempeño favorable de la producción de maíz, soja, trigo y algodón, según las últimas estimaciones de la campaña agrícola 2022-2023.

Sin embargo, también se observaron desempeños negativos en la producción de arroz, caña de azúcar, mandioca y otros tubérculos. Asimismo, las frutas también registraron una dinámica a la baja. La actividad ganadera, forestal y pesca presentó un aumento interanual de 3,7% con respecto al mismo trimestre del año 2021.

Según el BCP, el resultado de este grupo estuvo influenciado por una mejora en el desempeño de la actividad ganadera en línea con el mayor nivel de faenamiento de ganado bovino, producción de huevos y leche cruda, así como por un mayor nivel de faenamiento de cerdo.

“Estos resultados positivos, no obstante, fueron mitigados por la reducción en el faenamiento de aves. Por su lado, las actividades de minería también presentaron resultados negativos”, indicó Ruíz Díaz.

En el caso de la actividad manufacturera, esta observó una caída interanual de 4,3%, donde incidió sobre todo la mala dinámica de las industrias aceiteras, molinerias, maderas, químicos, metales, y panaderías.

La construcción, por su parte, tuvo una caída de 13,1% por el menor ritmo de ejecución de las obras privadas y públicas. “En tal sentido, se ha observado en el trimestre una disminución en la demanda de los principales insumos empleados en el sector (construcción)», recalca el informe.

De igual forma, los impuestos a los productos cayeron 0,9%, en tanto que el sector de electricidad y agua subió 19,1%, en línea con la mayor generación de energía de las binacionales.

Asimismo, los servicios registraron un aumento de 0,3%, resultado que se explica principalmente por los desempeños positivos en la actividad de restaurantes, hoteles, servicios inmobiliarios y los servicios gubernamentales.

Enfoque de la demanda

Finalmente, desde la perspectiva del gasto, en el cuarto trimestre de 2022 se observó una retracción de la demanda interna, con una tasa de variación de -3,3%. En los componentes de la demanda interna, se registró una reducción interanual del -13,4% en la formación bruta de capital, mientras que el consumo total aumentó en un 0,1%.

El consumo privado registró un crecimiento interanual de 2,8%, que se explicó por la dinámica positiva de los servicios, principalmente transportes, restaurantes y hoteles, servicios inmobiliarios y servicios a los hogares.

Por su parte, el consumo del gobierno mostró una retracción interanual de 11,2%, en línea con la senda prevista en el plan de convergencia fiscal. La formación bruta de capital fijo (FBKF) registró una caída interanual de 12,4%, influenciada principalmente por el menor dinamismo de la construcción y por la retracción en la inversión en maquinarias y equipos.

You cannot copy content of this page