fbpx
41 °C Asunción, PY
22 de enero de 2022

Crecen las remesas familiares desde España y EEUU, pero bajan las de Argentina

Los envíos de recursos por parte de residentes en los Estados Unidos y España, así como de otros países europeos, crecieron el año pasado. Sin embargo, desde Argentina, uno de los países extranjeros con más paraguayos, las remesas son cada vez menores. A nivel general, la recepción de divisas por esta vía permaneció estable.

Datos publicados por el Banco Central del Paraguay (BCP) muestran que, al cierre de noviembre del 2021, el ingreso de dinero en concepto de remesas familiares tuvo un valor de USD 450 millones. Esto representa un incremento de solamente el 3% con respecto a los once primeros meses del año anterior, con lo que se nota que el total de envíos permaneció estable.

España es tradicionalmente el país de mayores envíos familiares hacia Paraguay y desde allí llegaron unos USD 275 millones al mencionado periodo, lo que representa un aumento del 11% -unos USD 27 millones más- que en el lapso enero-noviembre del año anterior. Así, se ve que, a pesar de la pandemia, las remesas desde el país europeo continuaron creciendo. 

Aunque a una menor escala, los envíos de familiares desde otros países de Europa también siguieron creciendo. Fue el caso de Italia y Francia, que crecieron en casi un 20% en ambos casos, con un ingreso de USD 5,1 millones y USD 8,3 millones respectivamente. Sin embargo, desde Alemania llegaron solamente unos USD 4,7 millones, lo que representa una caída de 21% con respecto al año anterior. 

En cuanto a Estados Unidos, el segundo país en orden de importancia para las remesas de familiares a Paraguay, la cifra también se expandió, incluso más que en el caso de España. Desde allí llegaron unos USD 74,6 millones, es decir, un 23% más que los USD 60,4 millones que se habían recepcionado al cierre de noviembre del 2020. 

Sin embargo, los envíos desde Argentina, país que aglutina una importante comunidad de paraguayos y en el que la situación económica se agrava cada vez más, los envíos se redujeron en un 13% al penúltimo mes del año pasado y solo llegaron unos USD 29 millones, es decir, unos USD 4,2 millones menos que el periodo anterior. 

Los envíos desde Brasil se redujeron considerablemente y experimentaron la mayor caída de toda la serie, con una contracción del 70% y una recepción de solamente USD 9 millones, unos USD 21 millones menos que el año anterior. 

Cabe recordar que, si bien el ingreso de divisas en concepto de remesas familiares es relativamente pequeño y no ejerce una presión considerable sobre el tipo de cambio, analistas económicos han mencionado en reiteradas ocasiones su importancia en lo que respecta a indicadores como pobreza o pequeñas inversiones familiares, dado que en muchos casos se trata de familias de recursos medios o bajos que dependen en buena medida de los envíos desde el exterior.