fbpx
25 °C Asunción, PY
21 de abril de 2024

Sector productivo: Prevén precio de la soja todavía alto y buen nivel de demanda de créditos

El precio de la soja se encuentra todavía a un nivel elevado, aunque más bajo que el pico histórico alcanzado meses atrás. Agentes del sector bancario consideran que este nivel se mantendrá por un tiempo más, en el tablero de Chicago.

La expectativa es también de un sector agrícola que seguirá demandando crédito para financiar su producción y nuevas inversiones. Esto, sumado a los precios, contrarrestaría los efectos de la suba del dólar que se espera para el transcurso del 2022

El precio de la soja en el tablero de Chicago se ubica actualmente en la línea de los USD 460 por tonelada, ya por debajo del histórico nivel de más de USD 600 alcanzado meses atrás. Directivos del banco Regional -institución ligada al sector agrícola en nuestro país- consideraron que este nivel de precios se mantendría por lo menos en el mediano plazo. 

En conversación con MarketData, Kees Beijer, vicepresidente de Regional, sostuvo en este sentido que además de un aparente acompañamiento del clima, el entorno de precios de la soja seguirá siendo positivo por un tiempo más. No obstante, reconoció que es complicado saber lo que pasará con este indicador en el largo plazo. 

“Los precios de commodities están elevados ahora y el clima está acompañando. El precio de la soja bajó en los últimos seis meses, pero estamos en un buen nivel, considerando el stock mundial. Pensamos que los precios se van a mantener para la próxima estación, por eso estamos positivos y esperamos que muchas empresas inviertan para mejorar su tecnología y sus equipos, y aprovechar”.

Kees Beijer, vicepresidente de Banco Regional.

Dijo que a pesar de que los cambios de política de la Reserva Federal de Estados Unidos (FED) probablemente tendrán sus efectos sobre el dólar el próximo año, esto ocurriría en un entorno de precios favorables. De este modo, la demanda de créditos para inversiones no tendría por qué verse afectada, aunque los costos de los insumos serán más caros y también se necesitará financiamiento allí. 

Añadió que el mercado cuenta con suficiente liquidez para hacer frente a la demanda de créditos en el sector agrícola. Consideró que las tasas seguirán siendo positivas y aunque no se puede dar una opinión para el largo plazo, avizoran que el avance será positivo en el corto y mediano plazo, con una demanda de créditos para inversiones que podrá ser satisfecha. 

Por su parte, Laura Borsato, gerente general de Regional, dijo que los niveles de precio que se registraron meses atrás, durante el pico histórico, son difíciles de sostener. No obstante, coincidió con Beijer en que el precio actual se mantendrá y que el 2022 se perfila como un muy buen periodo para el agro, con lo que se completarán dos años auspiciosos. 

“Ahora están volviendo a tomar créditos (el sector sojero), no solamente para maquinarias, sino también para inversiones. Cuando digo inversiones me refiero a terrenos nuevos, y hay zonas en que el sector no se desarrollaba y ahora se expande porque le han encontrado la vuelta al tema del suelo y se están diversificando. Soy muy positiva para con el sector el año que viene”.

Laura Borsato, gerente general de Banco Regional.

Dólar 

Con respecto al dólar, Borsato estimó que el año que viene será algo similar a lo que se vio en el 2021, aunque no con demasiada volatilidad, dado que las intervenciones del Banco Central del Paraguay (BCP) ayudan mucho en este sentido. 

A pesar de que prevé un dólar levemente al alza para el 2022, consideró que difícilmente esta situación pueda frenar la demanda de dólares en el sector agrícola, por las inversiones. 

Por su parte, Basa Capital detectó que el tipo de cambio continúa con su tendencia bajista por el momento. En su boletín semanal, la entidad bursátil explica que la oferta de divisas está dada por el BCP y los agentes económicos que se desprenden de sus dólares para hacer frente a compromisos en moneda local, algo propio de fin de año.

“El guaraní se sigue situando entre las monedas más fortalecidas de la región. Ubicamos soportes en 6.750 y 6.700; mientras que las resistencias o techos en 6.850 y 6.900 para el corto plazo”, explican los técnicos de la casa de bolsa, reconociendo que se podría generar algún efecto rebote en el futuro.  

Según el registro diario de cotizaciones del Banco Central, el dólar cerró el martes en un promedio de G. 6.838, todavía por debajo de la línea de los G. 6.900, como se ha mantenido en las últimas semanas. Cabe recordar que al inicio del mes de diciembre, la moneda norteamericana cotizaba en la línea de los G. 6.824. 

Según estimaciones de Investor Casa de Bolsa, el año terminaría con un dólar en el orden de los G. 6.972, mientras que en enero bajaría hasta los G. 6.786 y en febrero continuaría descendiendo hasta los G. 6.740. 

Te puede interesar