fbpx
28 °C Asunción, PY
25 de enero de 2021

Incursión argentina en la Bolsa de Asunción marca récord de G. 900 millones en valor de acciones

Agentes del vecino país están en proceso de apertura de una casa de bolsa en el mercado local, atraídos por la estabilidad de nuestra economía y el potencial de crecimiento del negocio bursátil, según adelantó Rodrigo Callizo, presidente de BVPASA

La Bolsa de Valores y Productos de Asunción (BVPASA) informó en la tarde de este martes que marcó un precio histórico de venta de una acción, al alcanzar los G. 900 millones (alrededor de USD 130.000, al cambio actual).

Este valor supera en 5,7% a los G. 851 millones en que se concretó la anterior venta de una acción de la Bolsa, que se dio el 31 de enero del 2020; duplica a los G. 420 millones en que se había negociado poco más de cinco años atrás y es sesenta veces superior a los G. 15 millones en que concretó esta operación en el 2009

La compra de la acción realizada el 10 de enero del 2021 fue efectuada por un grupo de argentinos que está gestionando la apertura de una casa de bolsa en el mercado local, proceso que se prevé culmine dentro de los próximos tres meses, informó Rodrigo Callizo, presidente de BVPASA.

“Procedió a la compra a través de la oferta en firme, tiene treinta días para empezar los trámites de habilitación de una casa de bolsa en la CNV (Comisión Nacional de Valores) y en la Bolsa (de Asunción)”, informó el ejecutivo, en conversación con MarketData.  

Adelantó que la incursión desde el vecino país viene atraída por la estabilidad económica y el potencial de crecimiento del mercado bursátil paraguayo, a lo que se suman los bajos costos que se mantienen para la inversión en este tipo de negocios.

“Es gente de la Argentina que viene a habilitar acá una casa de bolsa, para operar en el mercado paraguayo. Ven el mercado paraguayo, que está en desarrollo, y quieren poner una ficha acá; también posiblemente por la situación que están ellos atravesando (deterioro de indicadores macroeconómicos desde hace varios años)”, expresó Callizo.

“Yo siempre dije que el mercado paraguayo es un mercado bien ordenado, bien reglamentado, con posibilidades de crecimiento; entonces, en la medida que esto siga creciendo, va a estirar inversionistas del exterior, sean argentinos, bolivianos, chilenos. Hay varias empresas que están preguntando sobre el mercado, todavía es un mercado barato relativamente para emisiones, todo esto que se está haciendo desde hace ya diez años es para apuntalar el mercado local”, agregó.

Potencial aporte para la dinámica interna

La experiencia en la negociación de acciones, o renta variable, aparece entre los conocimientos que el grupo argentino puede aportar en el terreno local, para incrementar el uso de estos instrumentos en el mercado paraguayo, a criterio de Callizo.

“El mercado argentino es un mercado mucho más desarrollado que el nuestro, con más instrumentos, la parte accionaria también es más activa que la nuestra y la dinámica también que tuvieron en estos últimos años”, explicó.

“Entiendo que ellos (en Argentina) tienen cambio de resoluciones muy rápido según cómo vaya la economía allá, eso hace que tengan mucha más cintura en crear instrumentos o lanzar al mercado nuevas ofertas para el inversionista o para el que quiera emitir”, añadió.

Las acciones tuvieron una participación de solo 7,04% en los negocios bursátiles registrados por BVPASA a diciembre del 2020, frente al 92,6% que representaron los bonos – entre corporativos, financieros, públicos, subordinados y bursátiles a corto plazo –. Otros instrumentos utilizados fueron los futuros y los fondos de inversión, pero con una incidencia de menos de 1%.

La Bolsa de Asunción cerró el 2020 con negocios por valor de USD 1.985 millones (o G. 13,4 billones) y un crecimiento de 112% respecto al año anterior.

La inversión argentina iniciará así su incursión en el negocio bursátil paraguayo, además de la presencia que vienen teniendo en el sector inmobiliario.

El país vecino sufrió en el 2020 una caída de -10,6% de su producto interno bruto (PIB), según estimaciones del Banco Mundial, mientras que el nuestro se calcula que se resintió en apenas -1%.

Te puede interesar