fbpx
18 °C Asunción, PY
29 de junio de 2022

Buenas expectativas para el maíz, ante buen clima y alta demanda en el mercado nacional

Estiman que la zafra de los granos alcanzará las 5 millones de toneladas para el periodo del 2022, buscando superar la crisis del año pasado a causa de la sequía en el país y repuntar con los envíos hacia el mercado internacional.

Asimismo, factores como la alta demanda del producto dentro del territorio nacional, el buen precio y el clima favorable de los últimos meses hacen que las perspectivas sean auspiciosas y alentadoras, según los especialistas.

Está por iniciar la cosecha de maíz del actual ciclo agrícola y el sector productivo mantiene buena expectativa en torno a la producción y el rendimiento. En este sentido, el asesor agrícola de la Cámara Paraguaya de Exportadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco), Luís Cubilla, comentó que no se han presentado fenómenos climatológicos pudieran generar afectaciones o disminuir los indicadores estimados.

Además, señaló que esperan lograr un buen precio de comercialización, igual o mejor que el año pasado, como también estiman que la cosecha para el maíz zafriña sea mucho mejor que la del año pasado.

“Consideramos que para este año la expectativa de cosecha ronda las 5 millones de toneladas. Estoy casi seguro que alcanzaremos esos niveles de acuerdo al gran repunte que hubo después de la lluvia que hemos tenido en los últimos tiempo y que han sido muy oportunas en el momento exacto que el valle estaba necesitando para continuar su desarrollo de todo”, indicó Cubilla.

Además, sostuvo que el buen precio del mercado hizo que la siembra del maíz zafriña este año supere el millón de hectáreas, lo que representa un buen estímulo para el repunte de las exportaciones de los granos. 

“El buen precio hizo que después de una malograda cosecha, igual las personas se largaran a sembrar maíz en altos porcentajes de áreas en que normalmente no se solía cultivar este tipo de productos”, explicó.

Así también, el asesor agrícola de Capeco, habló sobre los problemas principalmente la sequía enorme que tuvimos este año entonces una expectativa de 4.000 a 5.000 kg por hectárea es una una expectativa muy importante por todo lo que hemos de agua en el perfil principalmente donde él va y puede recurrir pero en este caso no había nada de agua ya en el perfil

Cabe recordar, que según el informe Capeco, entre enero y febrero de este año Paraguay exportó solamente 114.643 toneladas de maíz, lo que indica una merma de 565.277 toneladas (-83%), considerando que al cierre del segundo mes del 2021 se exportaron 679.920 toneladas.

Es por ello, que en cuanto al ingreso de divisas al país, este año se generaron USD 29.665.750, es decir, una variación negativa de USD 96.605.961 (-76,5%), ya que en el mismo periodo del año pasado los envíos de maíz generaron USD 126 271 711.

Producción en recuperación gracias a las lluvias

Luego de que los cultivos hayan sido severamente afectados por la sequía hace algunos meses atrás, con las últimas lluvias registradas a lo largo del territorio nacional, se prevé que exista una buena recuperación de los granos de maíz, como también de la soja zafriña, ya que son la esperanza de los agricultores para saldar las cuentas que dejó la zafra de verano del año pasado.

«Esperamos cosechar a fines de mayo, por ahí, antes de empezar la zafra de trigo, si no hay una helada temprana podemos tener buenos rindes para cubrir los compromisos pendientes», señaló Cubilla.

Asimismo, indicó que la expectativa de rendimiento es muy buena, ya que los granos están en etapa de maduración y con este clima se están desarrollando muy bien.

«Los cultivos zafriña parecen pintura de cuadro en los campos, las hojas están verdes, los granos en plena maduración, si sigue así, podemos recuperar lo perdido», manifestó.

Informe meteorológico de INBIO para mayo

Cabe recordar, que según el informe agroclimático del Instituto de Biotecnología Agrícola, para el mes de mayo del 2022 se prevé registros de precipitaciones en niveles por debajo de la media normal del mes en gran parte del territorio nacional, a excepción del extremo oeste de la Región Occidental, que presentaría condiciones normales.

Teniendo en cuenta la distribución de las lluvias a lo largo de nuestro territorio no es homogénea, se presenta la estimación de la distribución de la precipitación zonificada en áreas de producción, correspondiente al quinto mes del año, y de esta manera realizar un análisis por zonas de interés.

Por último, cabe señalar que la alta demanda de los granos de maíz en el país, debido al incremento de las fábricas de balanceados, como también la demanda de la misma en los diferentes rubros pecuarios, por lo que sumando todo esto tiene  una buena expectativa tanto de la cosecha, como la venta de la producción.

Te puede interesar

Inflación y desempleo, las sombras que acechan a la economía del 2022

La baja expectativa de crecimiento económico se suma a la alta inflación y el aumento de la cantidad de desocupados para generar una coyuntura que complica a hogares y empresas y condiciona las políticas públicas.

Analistas advierten que las acciones del BCP para mitigar efectos de segunda ronda en el IPC podrían incidir en un mayor aumento del desempleo, además de frenar la expansión de las industrias, por lo que sugieren medidas puntuales que no afecten todavía más a la recuperación.

Además, según explicaron, este contexto da lugar a la estanflación en el país que tiene un impacto directo en el acceso de los bienes y servicios, empeorando así la situación de los desempleados.

2002 vs 2022: ¿Qué diferencia a estos periodos de bajón económico, alta inflación y más deuda?

La economía paraguaya está experimentando situaciones similares a las registradas dos décadas atrás, cuando tuvo una de sus peores crisis. Desde el BCP sostienen que en esta ocasión es diferente, ya que se cuenta con una mayor fortaleza y solvencia. Se destaca la adopción de políticas como institucionalidad en términos de meta de inflación y una ley de Responsabilidad Fiscal.