fbpx
27 °C Asunción, PY
4 de diciembre de 2022

Carmen Marín promete aportar preparación y experiencia, en acto de asunción en el Directorio del BCP

Carmen Marín asumió de manera oficial como miembro del directorio del Banco Central del Paraguay (BCP), luego de dos meses de que el Congreso diera el visto bueno para su incorporación.

Se suma así a Humberto Colmán y María Fernanda Carrón en la lista de directores que no han sido funcionarios de la banca matriz, decisión criticada por el sindicato de la institución.

Recordemos que ante la decisión por parte del gobierno de proponer a Carmen Marín para integrar el directorio, el sindicato de trabajadores del BCP se opuso ante dicha designación, argumentando que el funcionario debe ser electo dentro de la institución, ya que se apeligraría el correcto funcionamiento de la política monetaria, incluso se habló de conflictos de intereses.

Sin embargo, Carmen Marín afirmó que, a través de su preparación y experiencia, logrará aportar un apoyo profesional técnico importante en la toma de decisiones que vayan en beneficio de la macroeconomía del país.

“Para mí es un orgullo y un honor aceptar el desafío del BCP y creo que la institución tiene una estructura técnica muy sólida. Estoy convencida de que con mi trayectoria académica y profesional, asumiremos todos los retos”, sostuvo.

La nueva directora del BCP mencionó que entre sus principales experiencias y aporte en este nuevo desafío, se destacan la capacidad y gestión en pandemia, así como el respeto hacia la institucionalidad.

El contexto de la coyuntura de Paraguay requiere no solamente de criterios sumamente responsables, sino también de visiones sostenibles a largo plazo, por ello consideró que las políticas ejecutadas por el BCP durante este periodo han sido las correctas y dieron buenos resultados a los problemas que se observaron.

En este sentido, explicó que el Paraguay se enfrentó a varios frentes en los últimos años. En primer lugar mencionó el shock de la pandemia, luego la sequía y los efectos adversos de la inflación a nivel mundial a causa de diversos factores.

“Estuvimos ante un periodo muy complicado en los últimos años, pero si miramos el proceso actual, podemos ver una trayectoria de recuperación importante, por el lado de la inflación, la actividad económica y en la ventas de comercios, considero que todas las medidas que se implementaron estuvieron en la línea correcta”, afirmó.

Además, indicó que el Paraguay ya se encuentra en un proceso de convergencia de la inflación, que cerrará el año en una tasa de 8,6%, luego de haber tocado un techo de 11,8% en el primer trimestre. Por ello, el BCP considera que las condiciones locales presentan un panorama más alentador e inciden en la decisión de mantener la tasa de política monetaria TPM en 8,5% por segundo mes consecutivo.

Marín afirmó que, mediante eso, el BCP busca transmitir un mejor panorama y buenas noticias para los sectores económicos hacia los niveles de convergencia de la inflación, que podría llegar el año que viene incluso al 4% fijado como meta por la banca matriz.

“Vemos que la inflación se está moderando, y lo está haciendo más rápido de lo que esperamos inicialmente, pero estamos atentos al desarrollo del escenario internacional”, señaló.

Sobre la política cambiaria, afirmó que el BCP sigue monitoreando de manera constante la evolución del tipo de cambio para actuar en caso de ser necesario, y ya lo ha hecho en el último mes a través de intervenciones.

Según datos del BCP, las intervenciones en el mercado cambiario alcanzaron unos USD 42,50 millones, cifras que van hasta el 18 de noviembre.

Perspectivas 2023

Para el año entrante, el directorio del BCP espera un mejor desempeño para el sector primario, muy superior a lo observado al inicio de este año, en línea con un contexto de mayor certidumbre desde el lado de la inflación.

Para la zafra 2023 no se avizoran efectos adversos a causa de la sequía, por ello se prevé un repunte de la economía que podría alcanzar un 5%.

Te puede interesar