fbpx
13 °C Asunción, PY
29 de junio de 2022

IPP: Productores locales siguen sin poder trasladar mayores costos a precios finales

A pesar del mayor costo de producción como producto de la inflación y el contexto internacional, productores y comercializadores locales siguen sin poder generar el traslado pleno hacia el costo final. El índice de precios del productor, continúa casi 7 puntos por encima del promedio general de inflación.

Según datos publicados por el Banco Central del Paraguay (BCP), la inflación medida por el Índice de Precios del Productor (IPP), se ubicó en un 18,5% al cierre de abril, en el acumulado a doce meses. De esta manera, sigue estando unos 6,7 puntos porcentuales por encima de la inflación general para los consumidores, que se ubicó en un 11,8% al mismo periodo. 

En términos mensuales, el IPP arrojó un resultado de 0,3% en abril, superior a la tasa de 0,2% registrada en el mismo mes del 2021. Por su parte, en lo que va del año, se acumula una inflación del 4,7% para  los productores, igualmente superior en 0,2% con respecto al acumulado en el mismo periodo del año pasado, es decir entre enero y abril del 2021. 

Concretamente, los productos nacionales acumulan una inflación del 20,5% en los últimos doce meses, mientras que en el año se acumula una inflación del 3,9% para los productos elaborados en Paraguay. Por su parte, los productos importados para ser comercializados en el país, acumulan una inflación del 16,8% en términos interanuales. 

Cabe recordar que comerciantes y productores locales han apuntado al contrabando como el principal motivo de esta falta de posibilidad de trasladar los costos a productos finales. De esta manera, según apuntaron desde el sector en entrevistas anteriores, se desalienta la producción local ya que se compite en desigualdad de condiciones contra productos que llegan sin pagar impuestos al país. 

Esta falta imposibilidad de traslado podría ser tenida en cuenta como una inflación “retenida” la cual, dadas las condiciones, podría pasar costo para consumidores hacia adelante. Además, se debe tener en cuenta que el precio del dólar ha sido contenido por el Banco Central por medio de sus intervenciones, ya que de lo contrario también se hubiesen incrementado los precios de productos importados. 

En este contexto, la banca matriz continúa realizando esfuerzos para contener la inflación por medio de la política monetaria y la tasa de interés de referencia ya se ubica en un 7,25% anual. A esto, se le deben sumar elementos como el anuncio de una posible nueva suba del precio de los combustibles, que tendrían un efecto importante en la cadena de producción, en lo que respecta a costos.