fbpx
19 °C Asunción, PY
20 de mayo de 2024

Menor crecimiento del agro y repunte en las construcciones: Así están las expectativas que sostendrán la expansión del PIB en un 3,8%

El BCP revisó sus proyecciones para el crecimiento económico e inflación de este año. Aunque mantuvo su previsión de expansión del PIB en un 3,8%, realizó una recomposición de crecimiento por sectores.

En este sentido, se espera un crecimiento moderado en el sector agropecuario, proyectando un aumento del 1,9%, mientras que la construcción se mantiene como el de mayor repunte, con una estimación del 4,7%.

El Banco Central del Paraguay (BCP), dio a conocer sus proyecciones para este año tanto para el Producto Interno Bruto (PIB), como para la inflación. Para el primero mantuvieron la expansión a un ritmo del 3,8%, aunque se realizaron recomposiciones internas. 

De acuerdo a las explicaciones desde la banca matriz, nuevamente las condiciones climáticas afectaron el rendimiento de ciertos cultivos en el periodo reciente. De esta manera, el sector primario tuvo una revisión a la baja, pasando de 4,2% a 2,0% explicado por un menor nivel de producción estimado para el maíz. 

De igual manera, un factor positivo de esta nueva estimación es el crecimiento económico descartando el desempeño de las binacionales y de la agricultura, que crecerá en un 4%. 

Sin embargo, es importante mencionar que al cierre del primer trimestre, se dan por lo general el mayor ingreso de divisas por las exportaciones de soja, con esto, sectores secundarios y terciarios obtienen un mayor margen de crecimiento o el fenómeno conocido como “efecto derrame» por parte de la agricultura. 

De hecho, estos sectores tendrán un mayor crecimiento, según esta estimación como la manufactura, el comercio y con el mayor repunte, la construcción, que presentó caídas durante los cuatro trimestres del 2023. 

Al respecto, Miguel Mora, economista jefe del BCP, explicó que el recorte en la previsión del sector agrícola está fundamentado en una menor producción de maíz a causa de los problemas climáticos. 

“La cifra del sector agrícola se ha ajustado a la baja, principalmente debido a la reducción en la producción de maíz. La ola de calor que afectó al país coincidió con el período de siembra de este cultivo, lo que ha llevado a una disminución en los niveles de producción respecto a las expectativas previas al cambio climático. Por lo tanto, la corrección a la baja en la producción agrícola se debe principalmente a la menor producción de maíz”, sostuvo Mora. 

Asimismo, indica una expectativa de crecimiento en la producción de trigo respecto a la campaña anterior y los efectos del clima también llevarían a un menor crecimiento de “Agua y electricidad” (de 4,3% a 3,1%) debido a una menor generación de energía eléctrica de las Binacionales, aunque un ajuste al alza en la distribución de electricidad atenúa, en parte, la reducción mencionada. 

Por otro lado, la industria se ajustó al alza, pasando de 3,6% a 4,1%, en línea con el buen dinamismo observado en las distintas ramas de la manufactura en los últimos meses. 

Los “otros servicios” registraron una dinámica por encima de la prevista en la revisión anterior, con lo cual se revisó al alza en 0,8 puntos porcentuales, situándose en 4,3% para el 2024. 

En lo que respecta a las construcciones, Miguel Mora indicó que esta positiva previsión se fundamenta principalmente en las obras de infraestructura del sector público. El mismo afirmó que se anticipa un respaldo sólido a estas estimaciones debido a los anuncios de importantes proyectos, como la duplicación de la Ruta 1 y mejoras en el aeropuerto. 

Además, se planean iniciativas en el ámbito de la vivienda. También se observa un aumento en las obras por parte del sector privado, especialmente en la construcción de edificios, fundamentos clave para la estimación. 

En el PIB, por el lado del gasto, se espera un menor crecimiento de las exportaciones, contrarrestado por una mayor expansión del consumo privado. La revisión a la baja en las exportaciones (de 3,0% a 2,4%) se encuentra en línea con los menores crecimientos estimados para agricultura y electricidad y agua. 

En las inversiones, medido por la Formación Bruta de Capital fijo, se sigue previendo un crecimiento de 5,0%, teniendo en cuenta el buen dinamismo observado a inicios de año. Por su parte, el consumo privado se ajustó ligeramente al alza en 0,2 p.p., ubicándose en 3,8%. 

INFLACIÓN 

En lo que respecta a la inflación, Sebastian Diz, gerente de estudios de la banca matriz, si bien reconoció que existen riesgos geopolíticos, estos no comprometieron las expectativas de inflación para este año en 4%, que se mantiene desde la anterior. 

En esta línea, para el presente año no se esperan desbalances importantes en factores relevantes para la inflación doméstica, tanto internos como externos. 

El resultado inflacionario durante el primer trimestre, si bien fue más elevado que lo esperado, estuvo explicado principalmente por componentes volátiles de la canasta, previendo una reversión de estos precios para los próximos meses. 

Teniendo en cuenta que las expectativas de inflación se encuentran ancladas al objetivo de mediano plazo y en ausencia de nuevos choques, se espera que la inflación se ubique en torno a la meta del 4% para fines de 2024.

Te puede interesar

Pandemia y pobreza: ¿Cómo impacta la actual inflación en el poder adquisitivo de las familias paraguayas?

El Día Internacional de la Erradicación de la Pobreza se conmemoró este 17 de octubre, en un contexto de alto nivel de inflación en el mundo como consecuencia del proceso de recuperación tras la pandemia.

Esta situación tendrá incidencia en la pobreza de las familias paraguayas, tanto monetaria como multidimensional, con el riesgo de que la pérdida del poder adquisitivo agrave los problemas estructurales, advierten desde el INE.

Los ladrillos: El refugio de los inversores en tiempos de crisis e impulsor del crecimiento, en Paraguay

La disminución de tasas en el sistema financiero en la época más dura de la pandemia llevó a que muchos ahorristas vieran al rubro del real estate como una opción rentable, estimulando así la expansión del sector inmobiliario y de la construcción, que hasta ahora continúa con muy buen dinamismo.

Estos temas se trataron en el congreso de desarrollo e inversiones inmobiliarias, en un ambiente de optimismo que rodea a esta actividad considerada de las más pujantes para el presente año.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You cannot copy content of this page