fbpx
35 °C Asunción, PY
2 de marzo de 2024

“Las mipymes necesitan también orientación y asesoría”

El 2023 cerró con buenos resultados para la AFD en varios aspectos. Uno de ellos es la colocación de préstamos para las pequeñas y medianas empresas, que hasta noviembre sumó USD 17,8 millones, 13% más que un año atrás. El desafío es seguir incrementando la llegada no solo con financiamiento, sino también con acompañamiento y asesorías para la toma de decisiones. También prevén expandir las alianzas de manera a llegar a más empresas. Sobre estos temas conversamos con Isaac Godoy, miembro del Directorio de la AFD.

En esta entrevista, exploramos el panorama del financiamiento a las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPyMES) en el 2023 y las proyecciones para el próximo año, en lo que respecta a los créditos otorgados por la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD). 

Conversamos con Isaac Godoy, miembro del Directorio de este banco de segundo piso, quien nos proporciona una visión detallada de las iniciativas implementadas para respaldar el crecimiento de las MIPyMES. 

A lo largo de la conversación, Godoy aborda los desafíos enfrentados por estas empresas, la evolución de la cartera de financiamiento y las estrategias planteadas para el 2024. 

La entrevista destaca el compromiso de la AFD en la facilitación del acceso a créditos, el enfoque en el destino de los fondos y la importancia de alianzas estratégicas con gremios y entidades financieras. 

Conozcamos a fondo cómo la AFD busca no solo proporcionar financiamiento, sino también brindar servicios no financieros y orientación esencial para el desarrollo y recuperación de las MIPyMES en el contexto actual.

– ¿Qué balance pueden hacer con relación al financiamiento  para las mipymes en este 2023?

En términos de montos, la AFD ha crecido un 13% este año (2023) a través del producto financiero PROMIPYMES. Son casi USD 18 millones de financiamiento a un poco más de 200 empresas de manera directa, es decir, a través de las instituciones financieras. Eso para la AFD representa un crecimiento, pero hemos fijado metas mucho más ambiciosas para el futuro. Por eso es que hemos desarrollado una propuesta de alianza estratégica para la facilitación de acceso a créditos. Hemos tomado contacto con gremios del sector privado para conocer un poco las expectativas del sector privado asociado, agremiado, como la UIP, la Fedemipymes, la Asomipymes, Asepy

– ¿Cómo van a trabajar para seguir colocando créditos para este sector en el 2024?

Vamos a construir para el 2024 una alianza en términos de información, capacitación y orientación a los socios para el acceso a créditos con financiamiento AFD o sin, pero con garantías. Creemos que es una etapa en la que necesitamos orientar la demanda, es decir, orientar a las empresas o empresarios MIPyMES que nos manifiestan muchas veces que quieren conocer mejor la oferta de créditos con financiamiento AFD, pero que no tienen a veces la información adecuada. 

Por otro lado, también con las instituciones financieras hemos construido una alianza, con 14 instituciones financieras que han respondido positivamente, que tienen interés en crecer en su cartera para el sector MIPyMES. Entonces, respondiendo más claramente, la AFD ha crecido un 13% desde el punto de vista de financiamiento al sector, pero queremos duplicar eso el próximo año. Los créditos suman USD 17,6 millones hasta noviembre. 

– ¿Cómo afrontan el desafío de que los bancos consideran a las mipymes como el sector con el mayor riesgo? ¿Piensan lanzar algún tipo de instrumento especial para ello?

Todos los reportes del sector de las instituciones financieras reflejan que el sector de microfinanzas es el que tiene un mayor nivel de morosidad. Hay que decir que hoy eso es el reflejo de lo que ha pasado en la pandemia. Entre los años 2020 y 2021, más de 100.000 PYMES accedieron a créditos y, obviamente, luego de tres años, muchas de ellas han tenido dificultades en esta etapa. Eso nos lleva a un nuevo desafío, que tiene que ver con asistir con servicios no financieros a esas empresas y por eso las alianzas con el Ministerio de Industria y Comercio, la UIP, la cooperación internacional, los programas para brindar, además del crédito, un acompañamiento, una asesoría, a través de centros de desarrollo empresarial. 

Las empresas micro, pequeñas, medianas, están lideradas por empresarios que necesitan no solamente financiamiento, sino que también orientación, asesoría, y creemos que ese es el camino fundamental para recuperar empresas y para orientar correctamente a aquellas que están planificando acceder a créditos con destino de inversiones, sobre todo. Porque, como he dicho, la AFD tiene un enfoque en su oferta.

La AFD financia proyectos de inversión y es distinto analizar un proyecto de inversión que una solicitud de capital operativo. Entonces, también eso está explicando mejor a las empresas, a los gremios, y entonces pensamos seguir creciendo en el financiamiento de proyectos de inversión para MIPyMES. Eso quisiera subrayar, porque es la primera vez también que la AFD está focalizando el destino del crédito. 

– ¿Por qué es importante dar enfoque al destino de estos créditos?

Siempre presentamos la oferta para las micro, pequeñas y medianas empresas (MIPyMES) en términos de tasa y plazo que podemos ofrecer. Sin embargo, el destino es fundamental. Financiamos inversiones, al igual que en el caso de la vivienda. No financiamos electrodomésticos; nuestro enfoque está en financiar infraestructura y maquinaria. Es similar a cómo el propietario de una casa tiene otra alternativa para financiar el equipamiento de la vivienda. En el caso de las empresas, nos centramos en respaldar la inversión en infraestructura y maquinaria. También financiamos otros servicios, por ejemplo, asesoría, consultoría, algunas cosas de apoyo a un proyecto. Pero el capital operativo es fundamentalmente proveído a través de las instituciones financieras de primer piso. La lógica de la banca de desarrollo es generar créditos con plazos diferenciados a través de las instituciones financieras (intermediarias – IFIs). 

– ¿En qué casos se dan las combinaciones entre créditos de AFD y capital operativo de las IFIs?

La AFD no puede influir en la tasa, ya que esta es determinada por el banco según su análisis de riesgo. Por lo tanto, nuestra intervención institucional se centra en los plazos que podemos ofrecer. Dado que la banca tiende a ofrecer créditos a corto plazo debido a que sus ahorros están disponibles de inmediato, esto genera un aumento en la tasa con el tiempo. En nuestro caso, al no depender de la recuperación inmediata, podemos ofrecer plazos más largos. Esto nos permite trabajar con los bancos para estructurar acuerdos beneficiosos para el cliente.

Por ejemplo, si un empresario necesita un plazo de ocho años, podríamos proporcionar G. 500 millones a través de la AFD, y el banco podría contribuir con G. 100 millones adicionales para el capital operativo. Estas combinaciones son posibles, pero actualmente son utilizadas por un número reducido de empresarios que han avanzado en sus finanzas. Reconocemos que para lograr ampliar estas oportunidades, es esencial formar alianzas estratégicas con diversos actores del sector financiero. En este sentido, buscamos establecer colaboraciones que beneficien tanto a las MIPyMES como a las entidades financieras.

Te puede interesar

Noviembre y el misterioso declive cíclico de la confianza del consumidor paraguayo

La encuesta que mide la confianza de los consumidores registró una nueva caída en noviembre con relación al mes anterior. Con este resultado, el indicador desciende en dirección a una zona más bien neutral que optimista.

En noviembre del 2022 se había observado la misma reducción en el ánimo de los consumidores, al igual que en el 2021, sin que se puedan vislumbrar causas específicas.

Es una tendencia que el BCP confirma como cíclica, pero habría una recuperación a partir de diciembre, en coincidencia con las perspectivas económicas positivas y la depreciación del dólar en el mercado local.

El guaraní gana preferencia en compra de vehículos 0km, ante apreciación del dólar

Tras el fortalecimiento que presentó la divisa estadounidense en los últimos meses, las concesionarias de vehículos reportan que las ventas muestran una preferencia hacia el financiamiento en moneda local.

Los datos del BCP refieren que las colocaciones de créditos para la compra de vehículos se expandieron 14% al mes de diciembre. El valor de esta cartera al cierre del 2022 fue de G. 5 billones (USD 697 millones).